Conoce más sobre Jordi Morcillo y Skeyndor

https://beautycluster.es/blog/conoce-mas-sobre-jordi-morcillo-y-skeyndor/
423 visitas

Nombre, cargo y empresa.

Jordi Morcillo Mur, consejero delegado de Skeyndor S.L.U.

Háblanos sobre la empresa en la que trabajas. ¿Cuál es su historia y valor diferencial en el sector de la belleza?

Skeyndor fue fundada en 1966. Con más de 55 años de trayectoria y siguiendo con lo que nuestro claim dice ”science creates beauty”, es una empresa creada y fundada por científicos que desarrollaron la marca desde la universidad, aportando el máximo rigor científico en todas las fórmulas y procesos. En este momento, Skeyndor está presente en más de 55 países en los cinco continentes y hemos sido galardonados con más de 40 premios internacionales desde 2010. Tenemos 2 CEDETI concedidos en el área de la investigación de los beneficios en la piel de la led y fuimos pioneros en 2016 en el lanzamiento del concepto de blue light, por el cual fuimos galardonados por la patronal CECOT a la empresa más innovadora, premio otorgado por hp.

¿Qué implica tu día a día en la empresa?

Principalmente gestiono el área internacional, que ya supone más del 50% de la facturación, y es donde empecé en 1995. Aparte, gestiono la parte de nuevos desarrollos, marketing estratégico y la parte corporativa e institucional de la empresa.

¿En la situación actual, estáis apostando por la transformación digital?

Sí, sobre todo en la parte interna y redes sociales. Nos encontramos en un proceso muy dinámico a nivel de formación interna, así como entre las esteticistas, promoviendo esta transformación digital con nuevas herramientas.

¿Crees que la sostenibilidad es una tendencia o una realidad ineludible?

Es una realidad que ha venido para quedarse, ya que no hay planeta B. Y sobre todo porque creemos firmemente en ello, no tanto por un tema de moda, sino porque es imprescindible. Es vital que el sector sea estandarte de esta sostenibilidad para conseguir mayor credibilidad entre el consumidor final y ser parte de la solución y no del problema. Al fin y al cabo, nuestra industria al ser eminentemente química ha estado y está en el punto de mira, a pesar de que se hacen las cosas con mucho rigor.

¿Qué retos afronta el sector en los próximos años?

Obviamente la transformación digital en un sector bastante tradicional, los cambios tan profundos que hay en la sociedad que envejece más tarde y que quiere seguir viéndose joven, y también la irrupción de unas generaciones nuevas que tienen hábitos y gustos en la compra de productos y servicios muy diferentes a la que tenían sus padres.

¿Cómo atraer talento y retenerlo en una época tan compleja?

Creemos firmemente en apostar por valores que fidelicen y vinculen a las personas con Skeyndor, mas allá de solo retribuciones monetarias. Es muy importante que se sientan parte de la marca y la vivan al máximo, para poder después transmitirla a los clientes con fidelidad. El sentimiento de pertenencia a la marca, la pasión por las cosas bien hechas, darles la oportunidad de ser parte de un proyecto global, ya no solo a escala nacional, atrae a muchas personas a unirse al proyecto. Además, el hecho de ser una empresa familiar mediana con vocación a largo plazo, hace Skeyndor aún más atractiva.

¿Qué os aporta formar parte del Beauty Cluster como entidad y a ti como profesional?

Mucho, su dinamismo, imaginación en cuanto a propuestas, acciones de networking y demás iniciativas transversales, han supuesto un gran valor añadido para Skeyndor. Es sorprendente las sinergias que el Beauty Cluster puede ofrecer.

Volviendo a ti. ¿Cómo aterrizas en el sector de la belleza?

Llegué en 1995 justo al acabar mis estudios universitarios y después de realizar un post-grado con la cámara de comercio de Barcelona en comercio exterior. Anteriormente en 1992, había cursado  estudios de marketing internacional en la UCSB en California, con la vocación de dedicarme al marketing internacional, que por entonces estaba muy poco desarrollado

Hablando de ‘belleza’, ¿Cómo la definirías?

Armonía, equilibrio.

¿Algún hobby, superpoder o pasión escondida que quieras compartir?

Fan del ski, tenis, trekking y sobre todo del Ártico, donde he realizado numerosas expediciones a Alaska, Groenlandia, Islandia, etc.

¿Cuál es el último libro que has leído o película que has visto?

Lecciones de una pandemia de Salvador Macip.

Los negocios se basan en…

Pasión, win-win (ética) y sobre todo, empatía. Sin empatizar no se consiguen éxitos, ni dentro ni fuera de la empresa.